Dudas y preguntas frecuentes durante el embarazo

Jade Magdaleno Matrona

Escrito por Jade Magdaleno

Matrona y Sexóloga

El embarazo es un período de muchos cambios tanto hormonales, como físicos y emocionales, durante el que surgen muchas preguntas y algunos miedos. Cada mujer vive su experiencia de una forma diferente, pero hay algo que es común en todas nosotras: la preocupación por el bienestar propio y de nuestro bebé.

Aquí encontrarás respuesta a las dudas e incertidumbres más habituales que solemos tener durante el embarazo, explicadas de forma amena y clara por nuestra matrona experta, Jade Magdaleno.
etapas del embarazo

Puedes filtrar los temas que más te interesen marcando/desmarcando las siguientes opciones:

¿Qué te interesa saber?

¿Mi parto puede durar días?

Seguramente hayas oído más de una experiencia del tipo “mi madre estuvo 3 días de parto conmigo”, pero no es una afirmación del todo correcta. La gente suele confundir romper la bolsa o comenzar con contracciones con estar de partoy no es así.

El final del embarazo pasa por varias fases, la primera de ellas son los pródromos, que pueden durar varios días.

Generalmente aparecen contracciones, pero son muy irregulares en cuanto a su intensidad y frecuencia. Suelen ser más molestas durante la noche, por lo que la mujer termina agotada al no poder descansar bien; durante el día, disminuyen o llegan a desaparecer.

Se considera trabajo de parto o fase activa del parto al inicio del parto propiamente dicho, cuando a la presencia de contracciones regulares se le suma una dilatación del cuello uterino. Hasta hace muy poquito se establecía esa dilatación en 3 centímetros, pero desde 2018 la Organización Mundial de la Salud considera que el parto está activo a los 5 centímetros. Esto significa que el tiempo que pase desde las primeras contracciones hasta los 5 centímetros de dilatación es muy variable de una mujer a otra.

Sabías que...
A partir de los 5 centímetros, el parto dura un máximo de 12 horas en una primeriza y 10 horas en una mujer que ya haya tenido anteriormente otro parto vaginal.

Ten en cuenta que, durante la inducción, en la mayoría de los hospitales, hasta que se inicie el parto, estarás ingresada en la planta de maternidad y podrás recibir visitas (una vez en paritorio, al ser área quirúrgica, únicamente podrá estar contigo tu acompañante).

Si te encuentras bien, tener unos ratos de distracción con familiares y amigos puede hacerte la espera mucho más amena. 

¿Me haré caca en el parto?

Oh… gran tabú social… de un tema absolutamente fisiológico y normal. ¿Qué haces cuando queda poca pasta de dientes en un tubo? Lo coges desde el final y vas exprimiéndolo hasta que sale, ¿verdad? Exactamente ese mecanismo hace la cabeza de tu bebé pasando por la pelvis con el recto.

Si hay restos de heces, ten por seguro que saldrán, lo cual ocurre en la mayoría de los partos.

La persona que te asista el parto, con una gasa, lo limpiará, como hace en casi todos los nacimientos que asiste, no serás la primera ni la única, forma parte de dar a luz. Tranquila, tu bebé no se manchará.

Hay mujeres que quieren ponerse un enema antes del parto. Esta medida estaba mucho más extendida hace unos años, pero hoy en día no se suele ofrecer a no ser que la mujer lo demande, ya que puede provocar retortijones, muy molestos si se unen a las contracciones.

Además, no garantiza que durante el parto no hagas caca, puede suceder que te quede una ligera diarrea que te incomode todavía más. Sí que hay mujeres que le ven utilidad a no tener que ir al baño con los puntos el día del parto si pudieron evacuar justo antes. ¡La decisión es tuya! 

¿Perderé el control en el parto?, ¿lo haré bien?

Puede parecer una preocupación tonta, pero lo cierto es que prácticamente todas las embarazadas se hacen esas preguntas.

El parto no ha cambiado nada desde el inicio de nuestra existencia, bueno, concretamente desde que nuestra especie comenzó a caminar erguida (cosa que no ocurrió precisamente ayer), pero ha cambiado nuestra actitud y nuestra atención al parto.

Actualmente hay un modelo médico en el que la mujer “se deja hacer” y obedece indicaciones de los sanitarios, “los que saben”.

Este modelo lleva cambiándose unos años, orientándose hacia una asistencia más humanizada donde la protagonista es la mujer, pero aun quedan resquicios de esa idea en el que la embarazada no adquiere un papel activo y ha de “portarse bien” y no gritar, pero ¿sabes qué?

Si necesitas gritar, grita (y si se te escapan palabrotas por el dolor, no pasa nada, tu pequeño todavía no las entiende y esas no serán sus primeras palabras por oírtelas el día del parto).

Si necesitas llorar, llora.

Y si necesitas moverte sin parar, ¡hazlo! Eso no es perder el control, eso es parir.

Para ti es algo nuevo, pero los profesionales que te atiendan no van a sorprenderse por tu forma de actuar, siéntete tranquila en ese aspecto. Ellos simplemente controlarán que todo marche bien y te irán dando las indicaciones para que el parto se desarrolle de la manera óptima. 

¿Cómo se que estas contracciones son de parto?, ¿voy ya al hospital?

Generalmente, si dudas… no son de parto.

Ingresar antes supone ingresar con pródromos de parto, los pródromos tienen una duración muy variable e indeterminada e incluso pueden llegar a detenerse.

Si ingresas antes de tiempo y esto ocurre, casi con total seguridad intervendrán tu parto administrándote medicación para acelerarlo, lo cual es más molesto y, como cualquier medicación, conlleva riesgos.

Hasta que no tengas 3-4 centímetros de dilatación, que es la fase activa del parto no deberían ingresarte. Por eso, aunque de muchísima impotencia, si vas a urgencias sin alcanzar mínimo esa dilatación, te pedirán que vuelvas a casa y regreses pasado un tiempo.

Las contracciones de parto son intensas, si estás caminando o hablando te obligan a pararte y callarte. Comienzan poniéndose la tripa dura, van a más, llegan a su punto máximo y poco a poco ceden. Todo este proceso dura aproximadamente 1 minuto.

Sabías que...
Es muy improbable que si llevas pocas contracciones molestas o estas son muy irregulares, hayas alcanzado la fase activa del parto.

Llegas al hospital finalmente y… ¡las contracciones se paran! Es muy habitual oír en urgencias a embarazadas muy apuradas prometer “de verdad que en casa tenía muchas más y no paraban”, y es totalmente cierto que pasa. Pero, ¿por qué?

Al entrar en el hospital todas piensan “a ver qué me hacen… ¿voy a parir ya?, ¿me va a doler?, ¿todo va a ir bien?, ¿me tocará alguien antipático?” y eso hace que se segregue adrenalina, cuya misión es detener las contracciones ante una potencial amenaza.

¿Te imaginas que una mamífera en plena naturaleza se pusiera a parir a sus crías sabiendo que algún depredador está al acecho? Estamos programadas para proteger a nuestros bebés ante un posible peligro. En cuanto te sientas segura y tranquila, las contracciones volverán. 

¿Qué tengo que tener preparado en casa?

Tal vez te de por organizar, limpiar y preparar toda la casa para la llegada del bebé. Es lo que se conoce como Síndrome del nido, cuando el parto se aproxima, a la embarazada le entran muchas ganas de tener todo listo para la llegada de su bebé.

Si no lo has hecho ya, lava toda su ropita; a veces en los almacenes de las tiendas algunas prendas pueden caer al suelo, la piel del bebé es muy delicada. Por eso mismo, escoge un detergente especial para la piel del bebé y, los primeros meses, no utilices ningún suavizante para la ropa (si tienes secadora, la ropa quedará más suave). 

¿Puedo pedir en la planta que no me visite nadie?
No, eso es algo que deberéis gestionar tu pareja y tú. Para evitar recibir una visita indeseada, lo mejor es que estipuléis de antemano cuándo va a conocer a vuestro bebé la gente de vuestro entorno.
Aunque mi embarazo sea normal, ¿es mejor que me manden a monitores por si acaso? Más valdrá hacer pruebas de más que de menos, ¿no?

La idea de “cuantas más pruebas, mejor” está muy extendida porque parece de respuesta bastante obvia: sí.

Sin embargo, en contra de lo que la lógica nos pueda hacer pensar en un primer momento, no es así.

En concreto, el RCTG tiene una tasa de falsos negativos el 1 al 5%, es decir, entre un 1 y un 5% de las pruebas realizadas con bebés con algún tipo de pérdida de bienestar fetal, salen perfectas. Sin embargo, lo que limita esta prueba es su tasa de falsos positivos, que es muy elevada: del 57 al 75% de las pruebas que detectan alguna posible alteración en el bienestar del bebé, realmente corresponden a niños sin ninguna alteración.

El problema que esto conlleva es que se tiende a provocar partos de embarazadas y bebés perfectamente sanos, con las potenciales complicaciones que implica intervenir en el parto con fármacos en lugar de dejar que se desencadene y desarrolle de manera natural.

La ventaja de ir a monitores es que pueden detectar que el bebé ya no está a gusto en el interior del útero, pero la desventaja es que en muchas ocasiones esa sospecha no es cierta, sometiendo finalmente a la mujer y su bebé a los riesgos de un parto provocado.

Es por esto que la OMS y la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia desaconsejan realizar el test basal a gestantes sanas que no hayan alcanzado la semana 40. 

¿Qué cosas para el bebé tengo que tener preparadas?

Maleta hospitalHay en internet multitud de listas para el momento del parto, pero lo cierto es que lo que para una es prescindible, para otra es muy útil. Seguramente haya cosas que no utilices, de todo lo que has comprado y te han regalado, y otras que te parezcan indispensables.

Debes tener en cuenta dónde vas a ir a dar a luz, en un hospital público te darán absolutamente todo lo que vayas a necesitar para tu bebé durante el ingreso. Únicamente deberás llevar la ropita para ponerle el día que os vayáis a casa.

Si darás a luz en un hospital privado, pregunta qué van a facilitarte, puesto que en algunos deberás llevar tus propios pañales, toallitas, ropita del bebé, gasas y suero para la cura del cordón…

Importante
No es aconsejable que esos días le des cremas en el cuerpo, mucho menos colonia, sus sentidos todavía no son muy agudos y se guía mucho por el olfato, desde el mismo momento del nacimiento, puede reconocerte por tu olor.

Truco
Hay ropita de recién nacido que da muy poca talla y casi ni les vale cuando nacen. Guíate por la longitud del bebé en lugar de por los meses a la hora de escoger tallas, si el fabricante facilita esa información. Así evitarás pensar que ese conjuntito tan mono que le compraste… ¡solo vas a poder usarlo de llavero!

 

¿Es cierto que dando el pecho no se puede tomar ningún medicamento?

Antibióticos embarazoGuárdate esta página web: www.e-lactancia.org

Es un catálogo de medicamentos, infusiones, especias, pruebas médicas, anticonceptivos, depilación láser, alcohol, tabaco… realizado por pediatras, basándose en la evidencia científica, que indica el nivel de riesgo de cada sustancia para tu bebé.

Te sorprenderá descubrir que la inmensa mayoría de medicamentos son totalmente seguros si amamantas a tu bebé.

Además, si alguno no lo es, propone alternativas seguras, una herramienta muy útil si tu médico debe ponerte algún tratamiento y desconoce si es compatible con la lactancia materna o no. 

¿Si tengo una infección en el pecho, deberé interrumpir la lactancia?

LactanciaPuede que hayas oído hablar de casos de conocidas que finalizaron su lactancia tras una mastitis.

Has de saber que, clínicamente, la mastitis en ningún caso, por grave que sea, contraindica la lactancia materna. Todo lo contrario, una correcta extracción de la leche del pecho afectado forma parte de su tratamiento.

Lo que sí puede suceder que una madre, tras pasar una mastitis, decida abandonar la lactancia materna, sobre todo si no ha tenido un adecuado apoyo y seguimiento.

Recuerda que la leche materna es más saludable para un bebé que la leche artificial, incluso la leche de un pecho con mastitis. La infección de tu pecho no interfiere en absoluto con su salud. Así mismo, los antibióticos que te manden para tratarla, son totalmente seguros para él.

Importante
Nunca, nunca, nunca debes abandonar la extracción de la leche de un pecho con mastitis. Si hay una infección en el pecho y no drenas la leche, esta infección va en aumento, pudiendo llegar a ocasionar un absceso mamario, que es un acúmulo de pus muy doloroso que requiere drenaje mediante punción con aguja o quirúrgico.

 

¿Puedo ir a dar a luz a un hospital distinto al que me corresponde?

prueba médica embarazoLa atención al parto es una urgencia, por lo que puedes acudir a cualquier hospital público del territorio nacional.

Ahora bien, es aconsejable que, si deseas acudir a otro hospital diferente al que te corresponde, lo solicites de forma oficial. Este trámite te lo gestiona tu médico de cabecera, consulta en tu centro de atención primaria cómo realizarlo.

La ventaja de hacerlo de forma oficial es que te garantizas que, al ingresar, dispongan allí de todo tu historial y puedan consultar el seguimiento de tu embarazo, sin necesidad de que tengas que ir cargando con papeles.

Pese a que hoy en día prácticamente todos nuestros datos están informatizados, lo cierto es que incluso dentro de una misma comunidad autónoma puede que algunas áreas de salud no compartan esa información con otras, por lo que podrías presentarte en el hospital estando de parto sin algún dato importante para que te puedan dar la atención que en tu caso necesites.

La otra ventaja es que puede que no ingreses de parto, sino que deban citarte para una inducción, por algún motivo médico tuyo o del bebé:

  • Porque te pases de cuentas
  • Que deban programarte una cesárea porque tu placenta obstruya el cuello del útero
  • Que tu bebé esté atravesado o de nalgas (la mayoría de hospitales programan una cesárea en caso de que el bebé esté de nalgas, pero algunos asisten partos si el bebé viene de culete).

En este caso sí te citarían en tu hospital de referencia y tú no podrías elegir sobre la marcha a qué hospital ir, porque sería una cita programada, no una atención a una urgencia.

Consejo
Como es imposible saber cómo acabará tu parto… lo ideal, es que traslades tu expediente con tiempo. Ahora es una buena semana para hacerlo, así incluso podrán citarte alguna consulta de revisión del embarazo para resolverte las dudas en el nuevo hospital que elijas.

 

¿Debería dejar de nadar en algún momento?

Nadar embarazoLas mujeres que eligen la natación como forma de ejercicio físico durante el embarazo, escogen uno de los deportes más completos y beneficiosos que hay.

Al final del embarazo surge una duda: ¿hasta cuándo se puede nadar? Te aconsejarán de todo (y no solo en esto, a estas alturas ya estarás un poco saturada de consejos), pero lo cierto es que, si no hay contraindicación médica en tu caso concreto, se puede nadar hasta el final del embarazo.

Uno de los principales temores es el de romper la bolsa dentro de la piscina, por dos motivos:

  • Puede que no te enteres: bueno, seguramente no eres Michael Phelps y no vas a estar nadando 7 horas seguidas. Si rompes la bolsa nadando y no te das cuenta, ya te enterarás cuando salgas, te seques y descubras que te mojas de nuevo.
  • La posibilidad de que tu bebé se infecte con el agua de la piscina: realmente no está descrito que exista este riesgo, puesto que el agua no circula por el interior de la vagina y el cloro evita que haya microorganismos flotando. Sí se considera un factor de riesgo de contagio el que hayas roto la bolsa y te hagan un exceso de tactos vaginales, porque se arrastran al interior de la vagina con la mano todos los microorganismos presentes en la vagina.

Sabías que...
Ten en cuenta que cuando se rompe la bolsa en una película, el parto viene inmediatamente después, pero la realidad no es así. Desde que rompes la bolsa hasta que das a luz lo más normal es que pasen unas cuantas horas, incluso puede que tengan que provocarte el parto si no te pones tú sola pasado un tiempo.

 

¿Tengo que decirle al ginecólogo en la ecografía cómo quiero que sea mi parto?

Plan de partoLo cierto es que en el sistema público te atenderá el parto la matrona que te corresponda ese día si es un parto normal, si hubiera que usar instrumental (fórceps, espátulas o ventosa) o hubiera que realizar una cesárea, se encargaría el ginecólogo que esté ese día de guardia. Puede coincidir que sea el mismo que te haga la ecografía, pero sería cuestión de casualidad.

Si redactas un plan de parto, aprovecha que vas al hospital para consultar en Atención al paciente cómo incluirlo en tu historia clínica. Si no te acuerdas o todavía no lo tienes hecho, puedes llevarlo directamente el día del parto.

Si vas a dar a luz en un hospital privado y vas a elegir ginecólogo, sí puedes comentarle tus deseos en alguna de las consultas.

Consejo
No obstante, lleva tu plan de parto el día del nacimiento, puesto que quien te atenderá toda la dilatación (el grueso de horas que dura el parto) será una matrona a la que probablemente tampoco hayas visto a lo largo del embarazo..

 

¿Puedo darme un baño de agua caliente para aliviar mi dolor de espalda?

Baño embarazoSuena altamente apetecible, ¿verdad? Estás cansada, te duele la zona lumbar de todo lo que se está curvando en el embarazo, tus piernas están sobrecargadas por los kilos que has ganado y la idea de meterse en un baño calentito te hace poco menos que alcanzar el nirvana… pero desgraciadamente no está aconsejado sumergirse en agua caliente durante el embarazo.

Meterse en una bañera caliente o en un spa (¡uf! más apetecible aún) hace que se dilaten los vasos sanguíneos, lo que hace que baje la tensión y la sangre vaya más lenta, esto implica una reducción del flujo sanguíneo a la placenta, es decir, le llegaría a tu bebé menos sangre y, lo que es más importante, menos nutrientes y oxígeno.

En cambio, sí que puedes ducharte y dirigir el chorro de agua caliente hacia tus lumbares.

Una ducha de agua caliente no te sumerge por completo en el mismo calor que te produciría un baño.

Truco
Un saquito de semillas también puede resultar muy útil para aplicarte calor local cuando quieras, incluso estando vestida. Se calienta en el microondas y los hay de distintos tamaños, ¡incluso algunas mujeres lo llevan al parto!

 

¿Si no me he puesto de parto nunca, ¿cómo sé si las contracciones que tengo son de Braxton-Hicks e inofensivas o me enfrento a una amenaza de parto prematuro?

ContraccionesGeneralmente se suele decir “si dudas si esas contracciones son o no de parto, es que no lo son” porque es cierto que lo habitual es que las contracciones de parto sean infinitamente más molestas (o incluso dolorosas).

Las de parto suelen obligarte a detenerte si vas caminando, las de Braxton-Hicks no.

No obstante, hay algunos casos en los que una amenaza de parto prematuro cursa con contracciones muy poco molestas o nada molestas para la mujer, hay que tener en cuenta también que el umbral del dolor y la tolerancia a este de cada mujer son únicos.

Las contracciones que alertarían de una amenaza de parto prematuro son más frecuentes, las de Braxton-Hicks no exceden de 4 o 5 cada hora y si te sientas o te tumbas y permaneces en reposo, suelen remitir.

Consejo
Si no lo tienes claro, no dudes en acercarte al hospital, ya que es una consulta habitual, no pasa nada por ir y que te controlen, te tranquilicen y te manden de vuelta a casa. Cuando una nunca ha sentido contracciones, es perfectamente entendible que temas no saber diferenciarlas.

 

Me han diagnosticado diabetes gestacional, ¿cómo debo cuidar mi dieta?

Comer bienSi te han dado los resultados del test de O´Sullivan y te han diagnosticado diabetes gestacional, debes cuidar lo que comes.

Normalmente cuando oímos la palabra “dieta” pensamos en comer menos o adelgazar, pero en este caso no es necesario reducir lo que comes, sino que debes seguir unas pautas para evitar que ciertos alimentos favorezcan que te suba de golpe o demasiado el azúcar en sangre.

Estas pautas son muy beneficiosas también si no eres diabética: sustituir el arroz, la pasta y el pan blanco por su versión integral te ayudarán a controlar tus valores de azúcar, además te aportarán una cantidad de fibra muy necesaria también para combatir el estreñimiento, que a estas alturas del embarazo puede que se haya convertido en un problema para ti.

El 50-60% de tu dieta ha de estar formada por hidratos de carbono, el 20% por proteínas y el 25-30% por grasas.

Si en tu caso la dieta no fuera suficiente, tu médico te pautará la utilización de insulina, administrada con una aguja tan fina bajo la piel, que apenas molesta.

Si has desarrollado diabetes gestacional, quédate tranquila: tras el parto suele desaparecer.

¡Ojo!
Debes saber que la diabetes en el embarazo no puede tratarse con pastillas, puesto que no son seguras.

 

¿Hasta cuándo puedo viajar?
Puedes viajar hasta el final del embarazo, entendiendo que por el compromiso de la circulación en tus piernas es aconsejable parar cada 2 horas a dar un paseo durante unos minutos si vas en coche o pasear por el vagón si vas en tren.

¡Ojo!
Ten en cuenta que algunas compañías aéreas no permiten viajar a las embarazadas a partir de la semana 28 por el riesgo de que la mujer se pueda poner de parto en pleno vuelo.

 

¿Cuándo empezar con el masaje perineal y en qué consiste?

El masaje perineal te lo puedes hacer tú misma, tu pareja o un profesional (una matrona o un fisioterapeuta especialista en suelo pélvico).

Consiste en ir entrenando las fibras del periné de cara al parto, para hacerlas más elásticas y evitar así un desgarro vaginal.

Ha demostrado ser de utilidad si se practica desde la semana 32, pero requiere constancia por tu parte y una correcta técnica, por lo que puedes ir buscando ya información sobre cómo realizarlo adecuadamente.

Tienes la opción de contactar con un profesional que le enseñe a tu pareja cómo hacer el masaje perineal, ya que un folleto explica la técnica, pero es complicado enseñar la presión que se debe ejercer, por ejemplo.

Si crees que te costará ser constante, puedes ir adquiriendo ya el hábito para, llegada la semana 32, saber que lo estás realizando correctamente y con una frecuencia útil. 

¿Cuándo empezar la preparación al parto?

Clase preparacion partoEsta respuesta dependerá de muchas cosas, principalmente de la agenda de tu centro de salud…

La mayoría de los centros de salud tienen grupos de preparación al parto, pero algunos pueden estar muy masificados porque asistan a ellos embarazadas de otras zonas cuyos centros de salud no cuenten con estos cursos.

Pregúntale a tu matrona cuándo empezar, cuántas clases son y cuántas parejas acuden.

Generalmente las clases de preparación al parto suelen incluir entre 8 y 10 clases y estas suelen durar unas 2 horas aproximadamente, pero hay mucha variabilidad.

Importante
Es altamente aconsejable que la persona que vaya a acompañarte el día del parto asista a la preparación al parto. Hay publicada una revisión de estudios científicos sobre más de 13.000 mujeres que avala la importancia de un adecuado acompañamiento durante el parto: se reduce la necesidad de analgesia epidural, la duración del parto, la tasa de partos instrumentales y de cesáreas y aumenta la satisfacción personal.¡El papel de tu acompañante es muy importante!

También existen otras opciones para hacer la preparación al parto:

  • En el ámbito privado también tienes preparación al parto, las clínicas privadas suelen ofrecer este servicio a las embarazadas con seguro médico o sin él, que deseen pagarlo.
  • Otra opción cada vez más demandada son los cursos de preparación al parto realizados por matronas privadas que no dependen de ningún centro sanitario. Suelen ser clases muy actualizadas, con un reducido número de personas, donde se incluye alguna consulta privada con la embarazada a fin de adecuar aún más los contenidos de las clases a sus intereses. Tienen la ventaja de ser mucho más individualizados que los grupos convencionales, incluso hay matronas que se desplazan a tu domicilio en el horario que tú prefieras para ofrecerte unos contenidos 100% personalizados. Es un servicio que requiere una inversión, pero suele ser muy satisfactorio.
  • Otra opción altamente recomendable es buscar cursos de lactancia, crianza, prevención de accidentes domésticos, primeros auxilios en pediatría, etcétera.

Toda información que recabes es poca, al fin y al cabo, durante el embarazo y parto estarás asistida por profesionales, pero una vez en casa te sentirás en ocasiones “sola ante el peligro”.

Ya con el bebé nacido, te resultará más complicado apuntarte a cursos así que… ¡aprovecha ahora!

Vas a agradecer mucho sentir la confianza y seguridad que da el tener información y capacidad de solventar las dificultades cotidianas con tu bebé.

¡Ojo!
Si vas a decidir tú cuándo realizar el curso de preparación al parto ten en cuenta su duración (pregunta si puedes recuperar en otro momento alguna clase que pudieras perderte) y que, aunque tu fecha probable de parto corresponda a la semana 40, lo cierto es que el embarazo se considera a término en la semana 37, es decir, si el curso dura 10 semanas, no demores comenzarlo.

 

¿Por qué en España se les hace el test de O´Sullivan a todas las embarazadas y en otros países no?, ¿puedo negarme a hacérmelo?

Es cierto que hay controversia sobre el modo de diagnosticar la diabetes gestacional: no parece que haya un método claramente ventajoso frente a los demás y es por ello que cada país adopta unas medidas diferentes en sus protocolos.

En algunos lugares únicamente se someten al test las mujeres que tienen algún factor de riesgo para desarrollar diabetes gestacional, como el sobrepeso, ser mayor de 35 años, tener algún familiar directo enfermo de diabetes, presencia de glucosa en alguna analítica de orina o haber tenido algún niño de más de 4kg al nacer.

Dejarse una diabetes sin diagnosticar puede tener riesgos, pero también los puede tener diagnosticar como diabética a una mujer que realmente no lo sea, ya que con un diagnóstico de diabetes gestacional aumentan las inducciones de los partos.

Es por esto que hay algunas mujeres que, si no tienen ningún factor de riesgo, prefieren no hacerse la prueba. Además, en estos casos suele haber malas experiencias propias o de personas cercanas con la prueba, como náuseas y vómitos.

¿Significa que a esas mujeres no se les controla si pudieran tener una diabetes gestacional? ¡En absoluto!

El médico individualizará cada caso y se le pedirá a la embarazada que se haga a diario varias determinaciones de glucemias capilares en casa (el pinchacito en el dedo que se hacen los diabéticos para controlar sus niveles de azúcar), llevando un registro de los resultados durante unas cuantas semanas, para valorar cómo suben y bajan sus niveles de glucosa antes y después de las comidas. 

¿Cuándo van a darme la baja por embarazo?

Pruebas médicasEsta es una duda bastante habitual, pero lo cierto es que no existe ninguna baja por embarazo en nuestro país. Si tu trabajo no dispone de un convenio que incluya permiso por gestación, deberás trabajar hasta el mismo día del parto.

Evidentemente, no todas las mujeres hacen esto, les dan de baja antes, pero en esos casos se trata de una baja médica. Es decir, ha de existir una causa médica para otorgar la baja, el embarazo propiamente o estar muy cansada no lo es.

Suelen ser motivos de baja laboral en la gestación:

  • Una ciática que no te permita permanecer en tu puesto de trabajo
  • Una amenaza de parto prematuro
  • Un sangrado vaginal por placenta previa
  • un intenso dolor de espalda si tu puesto exige permanecer muchas horas en la misma postura
  • Ansiedad…

Cada médico valorará de forma individual cada caso para determinar si existe causa médica que respalde la baja o no y determinar el tiempo que durará la baja. 

¿Puedo ir al dentista estando embarazada?

Puedes y debes. Se ha relacionado una mala salud bucodental con el aumento del riesgo de tener un parto prematuro.

Si te sangran las encías o te duele una muela no debes posponer en ningún caso la visita a tu dentista. La anestesia que utilizan es perfectamente segura durante el embarazo. 

¿Son útiles las App para controlar movimientos fetales?

App embarazoHoy en día existen aplicaciones móviles para absolutamente todo, no podían faltar las que llevan la cuenta de los movimientos fetales, ¿sirven? Bueno, depende de para qué. Si el fin de usarlas es simplemente tener apuntado en algún sitio cuántas veces se ha movido tu bebé, sí (igual que cualquier libreta), pero si el fin es controlar el bienestar del bebé o que el embarazo vaya bien, en absoluto.

No existe ninguna evidencia de que este tipo de registros conlleve beneficios. Suele suceder que cuando te das cuenta de que, en lo que va de día, no has notado a tu bebé, ha sido porque has tenido un día muy movido y en lo último en lo que has prestado atención ha sido en el movimiento de tu bebé.

Con estas App pasa como con las de contaje de las contracciones o los Doppler fetales de uso doméstico, hay que tomarlas como un entretenimiento, jamás como una herramienta diagnóstica, porque no sirven para eso. Además, pueden llegar a producir ansiedad en algunas mujeres en lugar de tranquilidad. 

Como llevo ya la mitad del embarazo, ¿estaría bien haber ganado la mitad del peso total que hay que aumentar?

Control peso embarazoLa ganancia de peso no está repartida equitativamente a lo largo de los 9 meses, se gana bastante más peso al final del embarazo que al principio, por eso lo ideal sería que a estas alturas no hubieras ganado más de 4-5 kilos.

Si estás aumentando más de ese peso, intenta encontrar el motivo, porque seguramente no sea que estás comiendo en exceso:

¿Tu dieta incluye demasiados snacks?, ¿cómo cocinas tus alimentos? Una coliflor es sanísima, pero si la haces al horno con panceta y queso gratinado, aporta calorías y grasas saturadas excesivas

¿Estás haciendo suficiente ejercicio? Tal vez no debas modificar tu dieta, pero sí realizar un ejercicio más intenso, más frecuente o durante más tiempo, más vale 1 hora de pilates a diario que 2 paseos tranquilos a la semana de 20 minutos.

Importante
Se ha visto que hay menos complicaciones cuando el peso ganado durante toda la gestación está entre los 11 y los 16 kilogramos. Es importante que intentes no salirte de esos márgenes, puesto que quedarse corta o pasarse con los kilos, tanto en el embarazo, como en el parto y postparto, reduce las garantías de que todo marche bien.

 

¿Cómo pillar a tiempo la preeclampsia si aparece?
Con los controles normales del embarazo es fácil detectar una posible preeclampsia, ya que siempre que te ven te toman la tensión. Hay factores que hacen que una mujer tenga más predisposición a desarrollar una preeclampsia, como el tabaco o el estrés.

Si la tensión se eleva mucho, aparece dolor de cabeza y en la parte alta del estómago y pueden verse lucecitas o manchas. Si te ocurre esto, acude al médico para que te tomen la tensión.

Desafortunadamente, se desconoce su causa y, por tanto, cómo prevenirla. Los últimos estudios han encontrado que una dieta rica en calcio puede evitar la aparición de la preeclampsia. 

¿Por qué algunos bebés nacen muy cubiertos de esa capa de grasa y otros no?

Desde ahora y hasta la semana 35-36, se va a formar mucha vérnix (esa capa de grasa que te hemos contado) sobre la piel de tu bebé. Los que nacen antes de tiempo suelen tener más capa de esta sustancia grasa, pero entre los nacidos a término hay mucha variabilidad.

Antiguamente se bañaba a los bebés nada más nacer, se pensaba que esa grasa era una especie de ayuda, de lubricante, para que el bebé naciera con mayor facilidad. Sin embargo, hoy en día se sabe que esa no es su función. De hecho, los bebés más grandes, nacidos más allá de la semana 40, han absorbido casi toda su vérnix a través de la piel, no quedando esa supuesta función lubricante que tan bien vendría de cara al parto).

Importante
Actualmente se aconseja no lavar a los recién nacidos durante sus primeras 24 horas de vida. La matrona en paritorio le retirará los restos de sangre, si los tuviera, de la carita, pero se debe permitir que la piel del bebé absorba la vérnix como si de una crema hidratante de lujo se tratara. Si tu bebé nace sin ella o con muy poquita, es porque ya la ha absorbido antes del parto.

 

¿Cómo sé si lo que noto es mi bebé y no gases o movimientos de las tripas?

Embarazada tumbadaEs una duda que tienen prácticamente todas las futuras mamás. Y es que los primeros movimientos del bebé no son patadas claras, hay quien los define como si tuviera una pequeña lagartijilla moviéndose dentro de la tripa, otras sienten un burbujeo, muy parecido a cuando se tienen muchos gases, de ahí el pensar que puede estar confundiéndose con eso. Incluso hay quien cuenta que es como si se estuvieran haciendo palomitas de maíz en su interior.

Sientas lo que sientas, notar a tu bebé por primera vez es algo mágico. 

¿Me puedo fiar al 100% del sexo del bebé?

Niño o niñaCon 17 semanas los genitales ya pueden verse, pero hay que tener en cuenta que genitales masculinos y femeninos surgen de una estructura anatómica común. Es bastante infrecuente equivocarse al determinar el sexo en una ecografía, ¡pero no imposible!

Alguna vez se detecta la equivocación en otra ecografía, cuando el embarazo está más avanzado… y otras en el mismísimo paritorio. De todas formas, es una sorpresa muy improbable. 

¿Es lo mismo una amniocentesis que un test de ADN fetal en sangre?

Pese a que los test de ADN fetal son muy fiables, algunos laboratorios aconsejan complementar la prueba de resultado positivo con una amniocentesis.

Ten en cuenta que el fin de la amniocentesis ante una sospecha de anomalía del bebé es interrumpir el embarazo o valorar el grado de afectación de tu bebé para adecuar el control que se le va a realizar y planificar su futuro tratamiento al nacer. La fiabilidad de su resultado es importantísima. 

¿Dormir boca arriba es peligroso para el bebé?

Dormir boca arribaTumbarte boca arriba puede hacer que te marees, porque baja la tensión arterial. Esa tensión baja hace también que el flujo placentario sea menor, reduciendo así el aporte de oxígeno y nutrientes a la placenta.

Ten en cuenta que la vena cava se comprime, pero no se colapsa, por lo que tumbarte boca arriba no va a ser catastrófico para tu bebé. El cuerpo es sabio y mucho antes de que la situación pueda comprometer su bienestar, tú te vas a encontrar verdaderamente incómoda en esa postura, así que inconscientemente te cambiarás.

Si antes del embarazo dormías siempre boca arriba, a medida que aumente el tamaño de tu abdomen, te resultará molesto, así que escogerás otra postura.

Boca abajo no le pasa nada a tu bebé, no le vas a aplastar, pero igualmente te resultará incómoda esa postura a medida que crezca el abdomen.

Consejo
Para estar a gusto de lado, coge una almohada y “abrázala” mientras duermes de lado. ¡Apoyar sobre ella la pierna que no repose sobre la cama te parecerá una delicia!
¿Debo continuar tomando ácido fólico a diario?

Existe cierta controversia con este tema puesto que  algunos profesionales dicen que puedes dejarlo y otros, que continúes hasta el parto.

La función del ácido fólico es prevenir defectos en la formación del tubo neural (estructura del sistema nervioso del bebé). En la semana 14 esa estructura ya está formada, por lo que el ácido fólico no aporta beneficios ni tiene capacidad de modificar alguna alteración que pudiera haber ocurrido.

Es por eso que la Dirección General de Salud Pública del Ministerio de Sanidad y Consumo recomienda, a partir del inicio del segundo trimestre, dejar de tomarlo.

Sin embargo, y de ahí viene que haya embarazadas con información contradictoria, la Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia aconseja tomar algún multivitamínico con ácido fólico no solo hasta el parto, sino hasta 4-6 semanas después si no das el pecho y hasta que dure la lactancia, si optas por la materna.

Ante cualquier duda, pregunta a tu matrona o ginecólogo cuál es la mejor opción en tu caso concreto. 

¿Cualquier protector solar es apto durante el embarazo?

protección solar embarazoSe ha detectado que algunos componentes de los protectores solares se acumulan en la placenta, sin conocerse muy bien las consecuencias que esto pudiera tener en la salud a largo plazo de los niños. Si quieres saber más, en este enlace encontrarás toda la información sobre este estudio.

Esta duda no debe llevar en ningún caso a prescindir del protector solar, puesto que los daños del sol no son meramente estéticos, sino que pueden ocasionar hasta cáncer de piel.

Dentro de los protectores solares existen 3 tipos:

  • Filtros químicos
  • Filtros físicos
  • Filtros mixtos

Por el momento, los únicos que han demostrado su seguridad durante el embarazo son los protectores solares de filtros físicos. Aunque suelen extenderse y absorverse peor, son igual de eficaces contra la radiación solar.

Consejo
Es importante que tanto el protrector solar como los cosméticos que utilices durante la gestación estén libres de parabenos.
¿Será niño o niña?
Es una de las preguntas más realizadas durante la primera ecografía. Pese a que los genitales están formados, en la ecografía es casi una lotería identificarlos. Sí que se aprecia una estructura llamada tubérculo genital, en la ecografía se ve una especie de palito más blanco en la zona genital. Parece que, si es perpendicular a la columna vertebral del bebé, será un niño; si este palito se ve más bien paralelo a la columna vertebral, se tratará de una niña. 
¿Qué hospital elijo para el parto?
Muchas mujeres empiezan en este momento a valorar dónde dar a luz, si en su ciudad hay distintos hospitales. Apúntate las dudas que quieras preguntar sobre el hospital al que irás la próxima semana a hacerte la ecografía, ¡que no se te olvide ninguna! 
¿Cómo puedo asegurarme que todo vaya a salir bien?
Ante la proximidad de la primera ecografía surgen muchas dudas acerca de si todo va a salir bien. Lo más probable es que el embarazo transcurra sin complicaciones y disponemos de un muy buen sistema sanitario orientado a prevenirlas, detectarlas a tiempo y tratarlas de la mejor manera posible. 
¿Qué tipo de ejercicio físico puedo hacer y con qué intensidad?

Ejercicio durante embarazoUna de las principales dudas a la hora de realizar actividad física en el embarazo es saber cuál es el límite, pues hay temor a “pasarse”.

El ejercicio físico es tremendamente beneficioso en el embarazo, si entrenabas con gran intensidad deberás evitar los ejercicios con riesgo de impacto, pero podrás mantener una actividad tal que te haga alcanzar hasta 160 latidos por minuto (si eres mayor de 29 años, se baja el límite a 156 latidos por minuto).

Si no hacías ejercicio antes del embarazo, no es el momento de empezar a prepararte para correr una maratón, mantén tus latidos por debajo de 144 latidos por minuto. Siempre deberás detener tu actividad deportiva si apareciera alguna molestia

¿Me puedo teñir el pelo?
Una se ve la fantástica melena de embarazada, pero… ¡ops, esas raíces! Y es que han pasado ya 2 meses desde el inicio del embarazo, las canas y las raíces, si te teñías, han hecho aparición. Encontrarás información muy contradictoria entre profesionales, porque no existen estudios científicos con tintes en embarazadas, pero tampoco hay evidencia de que pudieran ocasionar malformaciones, vaya, que nadie te va a garantizar ni que sean peligrosos, ni que sean inocuos.

Ante la duda, el consejo desde la prudencia es que intentes teñirte con productos vegetales sin químicos, en un espacio bien ventilado, si lo haces tú, usa guantes, y a ser posible, espera a pasar el primer trimestre que es cuando se están formando los órganos de tu bebé y cuando mayor riesgo hay de malformación, por la causa que sea.

¡Ojo!
Lo que sí te puede ocurrir es que un tinte que nunca te haya dado reacción, lo haga ahora; hazte una prueba un día antes para descartar que eso ocurra, aunque sea el tinte que llevas usando media vida. Pero si ocurre, tranquila, no implica afectación para tu bebé.

 

El cinturón del coche me molesta, ¿es legal no utilizarlo si estoy embarazada?
Puede que el cinturón de seguridad del coche comience a resultarte molesto por la presión que ejerce sobre tu abdomen. Recuerda que no solo es ilegal conducir sin cinturón, sino que en caso de accidente puede resultar mortal para ti, para tu hijo o para ambos.

Pese a que no existen adaptadores oficialmente homologados, la Dirección General de Tráfico recomienda su uso durante el embarazo para una mayor comodidad y una reducción del impacto en el abdomen en caso de accidente. 

¿Es buena idea comprar un doppler fetal casero?
Desde hace unos años se venden sencillos dopplers para usar en casa sin conocimientos sanitarios.

Si tienes ganas de tener uno, que sea porque te apetezca escuchar el corazón de tu bebé o que lo oigan tus seres queridos. Pero si tienes ansiedad por saber si todo va bien, no es buena idea intentar paliarla con un doppler, pues en estos casos, las mujeres aseguran que, más que tranquilizarse con su uso, ven cómo crece su ansiedad y la constante necesidad de usarlo.

Ten en cuenta que hasta el mejor profesional en ocasiones tiene dificultades para escuchar el latido fetal, porque depende mucho de cómo esté colocado tu bebé, de lo pequeñito que sea y de la capa de grasa que tenga tu abdomen. 

¿Es normal sentir ansiedad o padecer depresión durante el embarazo?
El embarazo es un periodo crítico para la aparición de un trastorno de ansiedad o incluso una depresión, aunque el embarazo sea deseadísimo por ti y sientas que lo tienes todo para ser feliz. Es algo que socialmente se tapa, pero créeme, ¡pasa muchísimo más de lo que se dice!

Si te sientes ansiosa o triste de forma prolongada, vas a beneficiarte muchísimo de la ayuda profesional.

Las mujeres que dan el paso de consultar con un psicólogo desde que comienza esa preocupación tan molesta, afirman sentirse muchísimo mejor y evitan que su malestar se agrande.

Hay psicólogos perinatales, especialistas en la atención de la mujer embarazada y puérpera. ¡No sólo hay que cuidarse a nivel físico! 

¿Debería hacerme una ecografía ya?

Pasado el momento inicial de la alegría por conocer que estás embarazada, pueden empezar las dudas y los miedos o, puede que estuvieran ahí desde el principio, pero la emoción de saber que vas a ser mamá, tampoco te hacían prestarles mucha atención.

Hay mujeres que se quedan más tranquilas haciéndose una ecografía precoz, puedes hacerla si es tu caso. Lo que es muy importante tener en cuenta es que la ecografía te dará tranquilidad en ese momento, pero no te garantiza en ningún caso que al final de ese mismo día todo continúe bien. Lo habitual es que un embarazo no se complique, pero es algo que nadie va a poder garantizarte. 

Yo no tengo seguro privado y hasta la semana 12 no me van a hacer ninguna ecografía, ¿eso implica llevar peor control del embarazo?

Lo cierto es que la espera hasta la primera ecografía se hace muy larga casi siempre, pero no debemos pensar que más ecografías suponen un mejor control del embarazo. La Organización Mundial de la Salud, de hecho, sólo aconseja realizar 2 a lo largo de toda la gestación.

No existe ninguna evidencia de que realizar ecografías mensuales en un embarazo normal mejore su curso o minimice los posibles riesgos. 

¿Cómo sé que todo va bien?

Es imposible darte una respuesta con garantías, pero siguiendo los consejos de tu ginecólogo o matrona y controlando el embarazo, se reducen al mínimo las posibles complicaciones.

¿Lo cuento ya o me espero?

Hay mujeres que dan la noticia a la familia y amigos desde el mismo momento que conocen de su embarazo. Otras, prefieren esperar a que pase el primer trimestre y enseñar la primera ecografía. En internet tienes muchísimas ideas para dar la noticia muy divertidas y emotivas.

¿Quieres saber cuándo será tu fecha probable de parto (lo que llaman FPP)?

Puedes utilizar la regla de Naegele. Escribe la fecha de tu última regla, no el día que la terminaste, sino el primero, cuando empezaste a sangrar. Ahora al día, súmale 7 y al mes, réstale 3… ¡voilá! Ese es el día que saldrás de cuentas.

Pero si no eres muy amante de las matemáticas o quieres más datos, te recomendamos que uses nuestra calculadora de embarazo, que te dará la tu FPP, además de otra información importante.

¿Cómo puedo estar segura de que estoy embarazada? ¿cuándo da positivo un test?

test de embarazo positivoLo cierto es que la tercera semana es muy improbable que aun estando embarazada des positivo en un test, aunque sea ultrasensible.

Los test de embarazo detectan una hormona llamada gonadotropina coriónica humana o β-hCG, que aparece en la gestación, pero que todavía no se ha empezado a fabricar en grandes cantidades a estas alturas.

Por eso, no desesperes si sale un test negativo, aun haciéndolo con la primera orina de la mañana. Espera a la cuarta semana y repítelo, tendrás menos posibilidades de tener un falso negativo.

También podría interesarte:

Jade Magdaleno
Jade Magdaleno
Matrona con amplia experiencia en el Hospital Universitario La Paz. Docente en la Universidad Autónoma de Madrid y responsable de los posgrados universitarios para matronas y enfermeras de la Universidad Católica de Ávila.
Si esta guía te ha resultado útil, te agradeceré mucho que la compartas haciendo clic en alguna de las redes sociales de abajo. No te cuesta nada y a nosotros nos ayuda un montón, ¡muchas gracias!

¿Te ha resultado útil?
(Votos: 4 Promedio: 5)

Ir arriba